LIFE ECODIGESTION 2.0

Caso de éxito de Finnova

Las ingentes cantidades de desechos biodegradables que se producen anualmente tienen la potencialidad de ser convertidos en energía a través de su transformación en biogás. El recurso de la co-digestión se presenta como una alternativa altamente beneficiosa que favorece el aprovechamiento de esta tipología de residuos para generar energía limpia, reduciendo las emisiones de gases, con el consiguiente impacto positivo en el medio ambiente y favoreciendo la reducción de costes.

De este modo, surge LIFE ECODIGESTION 2.0, un proyecto LIFE de la Comisión Europea liderado por Global Omnium y con la Fundación Finnova y Águas do Centro Litoral como socios, en un consorcio internacional público-privado. LIFE ECODIGESTION 2.0 ha sido aprobado por la Unión Europea. Su presupuesto, de más de 970.000 €, cuenta con una contribución financiera europea del 55%.

El proyecto tiene como objetivo el escalado de una tecnología para la producción de biogás bajo demanda con lodo de EDAR, usando como cosustrato residuo agroalimentario y purines. A través de esta tecnología se posibilita incrementar la producción de biogás como energía renovable.

LIFE ECODIGESTION 2.0 es creado con la ambición de convertirse en la herramienta de control de la digestión más versátil del mercado. El proyecto, que aúna digitalización y sostenibilidad, dos aspectos clave en el mercado actual tiene un propósito de replicabilidad y transferibilidad de su tecnología para contribuir a alcanzar el Plan del Objetivo Climático para 2030.

Apuntar, además, que este proyecto contribuye al alcance de varios de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas: el objetivo número 6 relativo al agua limpia y el saneamiento; el número 7, sobre energía asequible y no contaminante; el 8, acerca del trabajo decente y el crecimiento económico; el objetivo número 9, por el que se apuesta por la industria, innovación e infraestructura; el 11, a favor de ciudades y comunidades sostenibles; objetivo 12, por el que se busca una producción y consumo responsables; el número 13, relativo a la Acción por el Clima y, finalmente, se adecúa al objetivo número 17, basado en la creación de alianzas para lograr la consecución de estos objetivos.

¿Quieres enviar tu caso de éxito? Accede a este enlace